Acuerdo aéreo histórico entre Cuba y EEUU alentará al turismo

lunes, 22 de febrero de 2016 11:35 By Augusto Socìas

banderas-cuba-usaDesde el momento de la firma en el Hotel Nacional de La Habana del Memorando de Acuerdo bilateral el martes pasado, las aerolíneas estadounidenses tendrán 15 días para presentar sus solicitudes de rutas a Cuba ante el Departamento de Transporte (DOT) en Washington.
Por el momento este tratado que restaurará un servicio regular aéreo entre los dos países que no existía hace 53 años a causa del conflicto que han mantenido,  no cubre los vuelos desde Cuba con aviones cubanos a los Estados Unidos. La razón es que en Estados Unidos existen querellas contra el Estado cubano que podrían llevar a la confiscación de los aviones de esa nacionalidad que aterricen allí.
Los vuelos autorizados son 20 diarios a La Habana, capital de Cuba, y 10 vuelos diarios  a cada uno de otros nueve  aeropuertos isleños.  Para los especialistas, el acuerdo representa un paso concreto hacia la apertura del cielo cubano a las compañías estadounidenses y a sus viajeros. El subsecretario adjunto de Estado para asuntos de transporte, Thomas Engle, describió el acuerdo como “un avance muy positivo” en el “deshielo” que comenzaron hace más de un años los gobiernos.
Los expertos también pronostican que el relajamiento de las restricciones norteamericanas que implica el nuevo tratado aumentará las posibilidades de la industria del turismo tanto en Cuba como en Estados Unidos. Mientras que el primer país tiene como principal rubro de su economía la atención a turistas extranjeros, en el segundo operan decenas de miles de turoperadores que quisieran incluir abiertamente a Cuba como destino en sus programas.
Si bien la ley de embargo a Cuba de Estados Unidos prohíbe aún viajar a los ciudadanos estadounidenses a la isla para hacer turismo, esta ya es hace algún tiempo un destino para los viajeros estadounidenses dispuestos a someterse a la formalidad de viajar a través de las Bahamas, Canadá o México en sus viajes  y a la legalidad que les ofrecen los “Contactos pueblo a pueblo”, un programa de excepción al embargo que admite los viajes de esas personas a territorio cubano si se incluyen en 12 grupos de interés  social.
No obstante los obstáculos, la mayoría de los especialistas piensan que la esperada avalancha de visitantes de Estados Unidos a la isla socialista ya está en marcha. Cifras sobre ese movimiento reflejan que las visitas de americanos a Cuba aumentaron en  un 50% en 2015 frente a 2014.
El acuerdo facilitará ese movimiento y por tanto será un  gran paso de esos ciudadanos hacia inéditas vacaciones tropicales en las extensas  playas cubanas, que sus padres y abuelos dejaron ver en los años 60, cuando comenzó el conflicto entre las dos naciones.
En La Habana, un experto cubano , el profesor universitario José Luis Perelló habló, dijo a la Agencia cubana Prensa Latina que los arribos de turistas de todas las nacionalidades a Cuba crecieron en enero de 2016. Ese mes el número de llegadas internacionales a Cuba  fueron globalmente de  417,764 visitantes. Canadá su primer puesto como emisor con 173.727 turistas, seguido de Italia  con 23.009, Alemania con 21.473, y  Estados Unidos con 20,997, por delante de  Francia (19.140), un emisor tradicional cubano.

0 comentarios: